CLORAMINAS EN AGUA DE ALBERCA. EFECTOS EN LA SALUD, MEDICION Y CONTROL

La cloramina, uno de los derivados del cloro, es uno de los mayores enemigos de las piscinas. Sales de darte un baño en una piscina comunitaria, en la de un hotel en el que estás de vacaciones, en la municipal de tu localidad… y ves que tus ojos están rojos y tu piel seca. Cuando esto ocurre, un comentario habitual es decir que esa piscina tiene demasiado cloro. Pues resulta que la culpa no es en sí del cloro, sino de uno de sus derivados: la cloramina. La cloramina es el responsable de los típicos escozores, olores a piscina, irritaciones y alergias. Además de las molestias, un exceso de cloro combinado es indicativo de una piscina con excesiva carga orgánica ya sea por un mal diseño hidráulico de la piscina, defecto de filtración o poca higiene de los bañistas.

IMPACTO DE LAS AFLATOXINAS EN LA ACUACULTURA

A cuantos acuicultores les ha ocurrido observar, que el camarón de pronto no se alimenta, esta flácido, raquítico, sufre infección intestinal, presenta nados erráticos, al final la sobrevivencia un desastre. En los peces, nos ha tocado presenciar el estomago abultado, hígado inflamado lleno de grasa, intestino con septicemia hemorrágica, tracto digestivo vacío, hepatopáncreas inflamado, nefritis, bajo crecimiento, sumado al ataque de enfermedades secundarias (bacterias oportunistas), y todo pensamos que es la;
• calidad del agua
• calidad del suelo
• Enfermedades bacteriales, micoticas y virales propias estacionales, o;
• Mal manejo
Cuando en el fondo es la calidad de la materia prima que se emplea para la fabricación del alimento balanceado como el manejo en granja . Aquí esta otro de los problemas fundamentales del origen de las enfermedades, mortalidad del camarón y peces dentro de los estanques de cría.